sej

LA CONCENTRACIÓN Y DEVOCIÓN EN EL SALÂH
LA CONCENTRACIÓN Y DEVOCIÓN EN EL SALÂH

LA CONCENTRACIÓN Y DEVOCIÓN EN EL SALÂH

El corazón sano, que en árabe se dice Qalb Salîm, es el que pone a su dueño a salvo el Día de la Resurrección (Yaumul-Qiyâmah), tal como Allâh dice en el Qurân: “El día en que ni la riqueza ni los hijos servirán de nada. Sólo quien venga a Allâh con un corazón sano” [Sûrah Ash-Shu‘arâ (26), âyah 89]. Y salîm quiere decir que ese corazón está a salvo de enfermedades y se encuentra en paz.

EL CORAZÓN SANO
EL CORAZÓN SANO

EL CORAZÓN SANO

El corazón sano, que en árabe se dice Qalb Salîm, es el que pone a su dueño a salvo el Día de la Resurrección (Yaumul-Qiyâmah), tal como Allâh dice en el Qurân: “El día en que ni la riqueza ni los hijos servirán de nada. Sólo quien venga a Allâh con un corazón sano” [Sûrah Ash-Shu‘arâ (26), âyah 89]. Y salîm quiere decir que ese corazón está a salvo de enfermedades y se encuentra en paz.

LAS ETIQUETAS DE LAS SÚPLICAS Y LOS MOMENTOS DE SU ACEPTACIÓN
LAS ETIQUETAS DE LAS SÚPLICAS Y LOS MOMENTOS DE SU ACEPTACIÓN

LAS ETIQUETAS DE LAS SÚPLICAS Y LOS MOMENTOS DE SU ACEPTACIÓN

Si analizamos el Qurân y el hadîth encontraremos que, entre todos los actos de adoración como el salâh, saum, zakâh etc., hay una acción que también es un acto de adoración, esta acción es el Du‘â, la súplica. Así como nosotros prestamos una gran atención a los demás ‘ibadât, igualmente debemos prestar atención e importancia al Du‘â.

EL IJLÂS, UN PRE-REQUISITO PARA LA ACEPTACIÓN
EL IJLÂS, UN PRE-REQUISITO PARA LA ACEPTACIÓN

EL IJLÂS, UN PRE-REQUISITO PARA LA ACEPTACIÓN

Todo lo que hacemos en este mundo, sea las buenas acciones o abstenernos de las malas acciones, debemos saber por qué y por quien lo estamos haciendo. Acaso lo hacemos porque es parte de nuestra rutina o hay algún propósito detrás de nuestras acciones. Debemos saber cuál es la fuerza que nos motiva a realizar buenas acciones o abstenernos de ellas. Porque todo lo que hacemos lo hacemos para nuestro propio beneficio en esta vida, la tumba y en la Otra Vida.

LA IRA Y COMO CONTROLARLA
LA IRA Y COMO CONTROLARLA

LA IRA Y COMO CONTROLARLA

Dice Allâh Altísimo en el Sagrado Qurân: “Habrán triunfado los creyentes. Aquéllos que en su salâh están presentes y se humillan. Los que de la frivolidad se apartan (…) Y aquéllos que con lo que se les confía y de sus compromisos son cumplidores. Y los que cumplen sus oraciones. Ellos son los herederos, que heredarán el Firdaus, donde serán inmortales” [Sûrah Al-Mu.minûn (23), âyât 1 a 11].

COMPÓRTATE CON LA GENTE DE LA MEJOR MANERA
COMPÓRTATE CON LA GENTE DE LA MEJOR MANERA

COMPÓRTATE CON LA GENTE DE LA MEJOR MANERA

Dice Allâh Altísimo en el Sagrado Qurân: “Habrán triunfado los creyentes. Aquéllos que en su salâh están presentes y se humillan. Los que de la frivolidad se apartan (…) Y aquéllos que con lo que se les confía y de sus compromisos son cumplidores. Y los que cumplen sus oraciones. Ellos son los herederos, que heredarán el Firdaus, donde serán inmortales” [Sûrah Al-Mu.minûn (23), âyât 1 a 11].

LOS DERECHOS DE LOS HIJOS SOBRE LOS PADRES
LOS DERECHOS DE LOS HIJOS SOBRE LOS PADRES

LOS DERECHOS DE LOS HIJOS SOBRE LOS PADRES

Dijo el Mensajero de Allâh (sallallâhu ‘alaihi wa sallam): “Cada uno de ustedes es un pastor, y será preguntado por su rebaño. El Imam es un pastor y será preguntado por su rebaño. El hombre es el pastor de su familia, y será preguntado por su rebaño. La mujer es pastora de la casa de su esposo, y será preguntada por su rebaño”

LOS DERECHOS DE LOS PADRES
LOS DERECHOS DE LOS PADRES

LOS DERECHOS DE LOS PADRES

“Tu Señor ha ordenado que no adoren sino a Él y que honren a sus padres. Si uno de ellos o ambos llegan a la vejez, no sean insolentes con ellos, ni siquiera les digan: “¡Uf!” Háblenles siempre con bondad. Trátenlos con humildad y compasión, y rueguen [por ellos diciendo]: “¡Oh, Señor mío! Ten misericordia de ellos como ellos la tuvieron conmigo cuando me criaron siendo niño” [Sûrah Al-Isrâ (17), âyât 23 y 24].